Una cierta idea de Tamayo

El 29 de mayo de 1981 el Museo Tamayo abrió sus puertas al público, albergando la colección que Rufino Tamayo legó al pueblo de México y que él mismo se había esmerado en conformar con obras de aquellos artistas a quiénes consideraba como  lo más representativo del arte contemporáneo internacional.

Una cierta idea de Tamayo es una exposición que surge en el marco del cuarenta aniversario del Museo Tamayo y recupera algunos acontecimientos en la vida y obra del artista, más puntualmente la muestra que consagró sus ochenta años de vida en el Guggenheim Museum de Nueva York en 1979, al tiempo que se colocaba la primera piedra del Museo Tamayo en México. Aquí se recrea el gesto de la muestra Tamayo: Mito y Magia, curada por Fernando Gamboa y Carla Stellweg —primer director y directora adjunta del Museo Tamayo—, ya que la selección de obra no responde a un despliegue retrospectivo ni cronológico, sino que propone evidenciar el diálogo permanente del artista con sus raíces y las fuentes que definieron su poética.  

Las siguientes salas incluyen obra poco conocida o rara vez expuesta del artista oaxaqueño, esculturas prehispánicas y ejemplares de arte popular, muchos de los cuales acompañaron a Olga y Rufino por más de cincuenta años en sus diferentes domicilios, tanto en Nueva York como en París, para luego encontrar su lugar definitivo en la casa en la que la pareja vivió su última etapa en la Ciudad de México. La exposición estará abierta al público del 7 de mayo al 12 de junio de 2022.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.