MR MORALE AND THE BIG STEPPERS

Por: Marcos Weed

Ilustración: Maldito Perrito

El rap se puede definir como el arte de contar historias. ¿Y qué es el arte? sino la transmisión de emociones e ideas a través de distintas expresiones. “Mr Morale and The Big Stepper” es un álbum difícil de disfrutar; y esto es por que no tiene la intención de liberar endorfinas; mucho menos de sonar en la radio, ni de ser cantado o ser parte de una coreografía en Tik Tok, (teniendo en cuenta que That Heart Part 5 el cual parecía ser el primer corte,  volviéndose viral en semanas pasadas, no fue incluido en el álbum).

Es un trabajo crudo que cumple de manera excepcional al retratar un escenario hostil y que relata la desesperación por tratar de mantenerse en el camino correcto. El cual, sumado al trabajo visual  termina de narrar la lucha interna y externa que atraviesa el artista como un padre de familia con la intención de proteger lo suyo en un escenario inseguro.

Considero que Kendrick Lamar sin duda es uno de los tres artistas que mas han aportado al Hip Hop en la ultima década, y que “Mr Morale and The Big Stepper” es uno de los mejores discos del año, por el hecho de aportarle al género esa parte de la que nadie quiere hablar, sin dejar de lado que musicalmente es una pieza única, con una interesante selección de beats, cambios de tono y métricas como las que K. tiene acostumbrados a sus fans de hueso colorado. Por que como dijo Claudio Yarto “No todo el Rap es para reírse”

 …y hoy en día no todo es flippin coca, drinking lean, skrrt skrrtt…